10 claves de la comunicación para el liderazgo

Se dice que un buen liderazgo debe conjugar actitud, conocimiento y capacidades. Estoy totalmente de acuerdo si una de estas últimas es la capacidad comunicativa.

Si nos remontamos unos años atrás, predominaban los líderes que, para conseguir sus objetivos, ejercían su influencia a través de un modelo autoritario que coartaba la libertad y la creatividad de las personas.

Afortunadamente, esto ha cambiado radicalmente y la gestión del talento es la piedra angular para el éxito de cualquier empresa.

La comunicación es, sin duda, la gran aliada de un buen liderazgo

Ahora parece evidente que, para conseguir los objetivos de la compañía, es necesario que las personas que la conforman conozcan el propósito de la misma, lo compartan y crean en él por encima de otra serie de cuestiones del día a día. Todo esto está estrechamente ligado a una cultura empresarial sana, una en la que todas las personas reman en la misma dirección y colaboran entre ellas, con espacios para la innovación y el crecimiento de cada uno de sus miembros, lo que redundará, en consecuencia, en el desarrollo positivo y la transformación de la compañía.

Por eso hoy más que nunca es determinante un buen liderazgo… y la comunicación es, sin duda, su gran aliada.

He seleccionado las diez claves que considero más relevantes para un buen liderazgo basado en la comunicación:

1- Contar con las personas. Todas las personas que forman la organización son importantes, independientemente de la función que desempeñen. Por eso hay que escucharlas, tener en cuenta sus opiniones y darles visibilidad.
2- Comprender las motivaciones de tus colaboradores y empatizar con ellas. Hacer todo lo posible por comprender, desde las circunstancias del otro, sus diferentes puntos de vista.
3- Preparar las conversaciones. Los objetivos, la manera de desplegar la comunicación y, previamente, regular tu propio estado emocional.
4- Conectar con tu interlocutor. Tratar de igualar al interlocutor midiendo el perfil de la persona que tienes enfrente.
5- Practicar una escucha activa. Escuchar con atención para comprender a la persona que tienes enfrente.
6- Generar confianza: Demostrar a todas las personas que pueden contar contigo y que son importantes para ti.
7- Evitar, en la medida de lo posible, las discusiones no constructivas.
8- Predicar con el ejemplo.
9- Saber reconocer los logros de los colaboradores por muy pequeños que sean.

La décima es para mí la más importante y sirve para todo en la vida: sé una persona honesta, sé sincera, sé transparente… porque todo comunica. Lo que hagas, lo que digas, que sea de verdad.

Maite Pérez

Maite Pérez

Directora de Brandok.

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

¿Necesitas ponerte en contacto?

Abrir chat
1
¿Tienes alguna duda?
¿Podemos ayudarte?